¿Cómo surgió la idea del famoso Frappuccino?

El Frappuccino tiene una gran historia. Era 1992, y el dueño de la cafetería Coffee Connection, George Howell, estaba buscando una manera de mantener altas sus ventas durante los meses de verano.

George Howell había oído hablar de una tendencia en la costa oeste de mezclar bebidas de capuchino heladas, y voló a Seattle para probar una versión en Torrefazione Italia, que entonces era una cadena independiente que hacía una especie de granizado de capuchino.

Mientras estaba ahí, Howell también buscó una cadena en rápida expansión que estaba surgiendo por toda la ciudad: Starbucks. Al regresar a Boston, le encargó a su joven gerente de marketing, Andrew Frank, que elaborara una receta para Coffee Connection. Ahí comienza una gran historia.

George Howell creador del Frappuccino

Coffee Connection y la creación del Frappuccino

Andrew Frank desarrolló una mezcla única de café, azúcar, leche y hielo, y usó una máquina de yogurt helado para crear una consistencia suave y cremosa. A Frank se le ocurrió el nombre: Frappuccino.

El Frappuccino revolucionó los hábitos de consumo de café en Boston y ayudó a Howell a duplicar su negocio el próximo año a 23 cafés. En 1994 llegó Starbucks y finalmente convenció a Howell para que les vendiera sus ubicaciones, así como los derechos del nombre Frappuccino. Actualmente, esta bebida es una de las más consumidas por los jóvenes aficionados al café que utilizan las promociones de Starbucks para comprar más de una bebida. El café frío es bonito para compartir con los amigos o disfrutar de ello mientras trabajas en tu computadora.

“El Frappuccino no era mi objetivo en la vida”, dice Howell. Pero ciertamente cambió la forma en que pensamos sobre el café. Starbucks compró la cadena Coffee Connection por 23 millones de dólares en 1994, y en 1996 obtuvieron más de 52 millones en ventas anuales del Frappuccino (también cambiaron la receta y comenzaron a preparar la bebida en una licuadora).

La llegada de Starbucks y el convenio con Pepsi

Starbucks firmó un trato con Pepsi para hacer las pequeñas botellas de leche listas para beber. “Veo esas pequeñas botellas de leche por toda la ciudad”, dice Frank ahora desde su casa en Toronto.

Obviamente, otras cadenas se han dado cuenta del concepto de una bebida de café fría, y parece que para vender una, debes ponerle un nombre llamativo. Quizás no haya mayor tributo a la influencia cultural del Frappuccino que enumerar las muchas, muchas imitaciones que ha generado, aunque ninguna tiene la pura elegancia de la bebida original. Esto es:

  • Dunkaccino (Coolata) – Dunkin ’Donuts
  • Caramelo Cowpuccino – Maggie Moo’s
  • Batido de café Kona – Jack in the Box
  • Enfriador Java – Sonic
  • Frostycino – Wendy’s
  • Explosión de capuchino – Baskin Robbins
  • MooLatte – Dairy Queen
  • Enfriadores Caribou – Caribou Coffee
  • Jamocha – Arby’s

El Frappuccino llegó para cambiar nuestras vidas

Al Frappuccino se le atribuye la revisión de la experiencia de Starbucks. Su director ejecutivo, Howard Schultz, había imaginado que la cadena sería una cafetería artística de estilo europeo. “El Frappuccino lo transformó en un refugio para las mamás y los oficinistas”, escribe Taylor Clark en Starbucked. En ese sentido, a partir de 2002, Starbucks comenzó a presentar un nuevo Frappuccino cada primavera, coordinando el sabor para crear mezclas súper locas como el Unicorn Frappuccino. Así que tienes una bebida más para agregar a tu lista de variedades de café.

Según el sitio web Design Your Own Frappuccino, la cantidad de combinaciones de bebidas Frappuccino que puedes crear ahora asciende a más de 87,000. El Frappuccino representa el 20 por ciento de las ventas anuales de Starbucks, con un valor de más de 2 mil millones, y representa casi dos tercios de todo el mercado de bebidas de café congeladas.

También te puede interesar